Mario Ximénez: “He tenido la suerte de trabajar en, las que creo que son, las dos revistas de moda más influyentes”

Mario Ximénez, periodista y editor jefe de HarpersBazaar.es, transmite con Mario1facilidad su pasión por la moda. Muchos conocimientos tiene en su mochila, como si se tratara de una hemeroteca andante. Ximénez, simpático y encantador por naturaleza y, con tan solo 26 años, ha trabajado también para Vanity Fair o Vogue, algunas de las revistas más influyentes del panorama de la moda.

En su tiempo libre, el editor jefe de HarpersBazaar.es, queda con sus amigos, lee, disfruta de una película e intenta desconectar y disfrutar del momento. Si quieres saber qué 140 caracteres pone en su Twitter o qué filtro escoge en sus fotografías de Instagram, te damos permiso para seguirle.

Has estado en Vanity Fair, Vogue y ahora eres el editor jefe de HarpersBazaar.es. Eres muy joven. ¿Cómo conseguiste entrar a una de las revistas más importantes?

Por ser bastante persistente. Desde primero de carrera, los profesores nos decían: “Olvidaros de pensar que al terminar los cinco años, tendréis una bolsa de trabajo donde os ofrecerán el puesto de vuestra vida”. Desde primero busqué mis prácticas, empecé de becario, por las tardes, cobrando o poco o nada, mientras por la mañana iba a clases.

La primera oportunidad llegó con la revista Vanidad. Vi por Twitter que necesitaban a alguien de prácticas para redacción, yo siempre me la había comprado y al ser una revista pequeña podría hacer más cosas. Desde Vanidad me localizó el que era Director de moda de Vanity Fair, Dani García, quien me reconoció que había reparado en mí porque había leído tres tweets míos que le habían chocado muchísimo. Empecé prácticas allí, pero el momento autónomo es algo peligroso. Se me acabaron las prácticas, seguí colaborando con la revista, pero eso no me llegaba para comer.

Decidí mudarme a Londres, sin nada seguro, cuando estaba allí, uno de mis mejores amigos, Daniel Rabaneda, estuvo nominado al premio ‘Who’s on next’ de Vogue y me dijo que tenía que ir a la fiesta para apoyarle, ese fue mi primer contacto con Vogue y con Carla Sierra, actual coordinadora de Suplementos de Vogue España. Empecé a hablar con ella y tuvimos una conexión absoluta, intercambiamos emails y me dijo de hacer prácticas en Vogue. Luego la directora de la revista, Inés Lorenzo, me propuso abrir una sección de actualidad de moda y cultura y quiso que yo estuviera allí, al pie del cañón. Fue muy enriquecedor porque me hizo ver que eso era a lo que quería dedicarme.

¿Cuándo te empezó a interesar el mundo de la moda?

Siempre me ha gustado. Todavía conservo pilas de revistas en mi habitación, de hecho recuerdo que con la paga que me daba mi madre me compraba revistas, les doblaba las hojas, recortaba las siluetas, las colgaba en las paredes… Mi pared era una mezcla de lo que me gustaba e inspiraba. Me volvía loco.

Has pisado muchas revistas de moda ¿La prensa es tu medio por excelencia?

Sí. Me encanta abrir una revista y leérmela de cabo a rabo, entrar a una web y leer lo que se está cociendo. He trabajado en un gabinete de prensa y eso me hizo ver que lo que quería hacer periodismo de moda. La prensa es lo que más me gusta.

Mario 5

¿Hay gente que se dedique a la moda sin saber de esta materia?

No creo. El concepto que tenemos de moda pasa por dos vertientes: Por un lado las tendencias y por otro lado la parte más cultural (el universo que rodea a un diseñador, la industria de la moda…) La moda tiene esa parte más frívola que mucha gente explota pero que no a todo el mundo le fascina tanto. A mí, por ejemplo, me interesa más el concepto de industria o los críticos de moda, ya que te hace enriquecer como periodista. Puede que haya gente que le encante las tendencias y comprarse ropa, pero eso no es en absoluto suficiente para dedicarte al periodismo de moda. Para ello, te tiene que gustar contar historias, saber quién es quién y qué mueve a quien para hacer algo.

¿La sociedad sigue pensando que la moda todavía es un mundo al que solo les interesa a mujeres?

En absoluto. De hecho, la semana de la moda masculina de Londres lleva un año recibiendo sus mejores cifras. Tiene una presidenta magnífica que es Natalie Massenet, quien está ayudando a promover la moda masculina desde Reino Unido. Nueva York también va a crear su semana de la moda, con un patrocinador de motor, que es la primera vez que se sumerge en este sector. La industria de la moda masculina creo que está mucho más en auge que hace diez años. Pienso que el hombre ya empieza a elegir lo que le favorece más o menos, cosa que desde la perspectiva masculina siempre se ha tenido más reparo, se veía como una cosa peligrosa.

Mario 3

¿El panorama de la moda es tan frío como se pinta?

No es una leyenda, esta parte es real. Existen las fiestas que se hacen a diario y tú te puedes dedicar a ir de evento en evento, a comer canapés y a beber champagne. Hay gente que lo hace, pero oye, cada uno escoge su camino. Para mí la verdadera pasión es estar en una redacción y sacar el trabajo adelante, tanto a nivel digital como en papel. Está el trabajo de verdad, de la gente que quiere aportar algo de calidad y luego la parte que es más frívola y de mentira.

¿Cómo os organizáis en la redacción de Harpers Bazaar?

Hay una parte de papel, que tiene sus distintos departamentos (arte y cultura, moda…) y luego la parte digital. Somos distintos pero al mismo tiempo, dos ramas de un mismo árbol, no somos independientes ni estamos al margen. Cuando alguien necesita algo, hay un feedback continuo.

¿Cómo es un día en la vida de Mario Ximénez?

Hay una rutina, pero la suerte, de este trabajo, es que te permite viajar, entrevistar a personajes a los que admiras y que esta rutina vaya cambiando. Lo primero es informarte, por ello me coordino con otras personas de digital. A las ocho de la mañana miramos todas las webs de moda, la competencia, las internacionales, las redes sociales… Sobre esto, encargas los temas a tus colaboradores y vas maquetando tu home, tu niña mimada. Cuando está maquetado todo, trabajas en la actualidad, ya sea en materia de noticia o en un contenido interesante. Siempre estamos pendientes de las redes sociales y del móvil y en contacto con la gente de guardia y con la de papel.

¿Has conseguido alcanzar tu meta profesional?

Siempre he tenido una meta, trabajar en una revista de moda histórica e influyente. Lo mejor es que he tenido la suerte de trabajar en la que creo que son las dos revistas que más marcan las pautas en este mundo. Ahora que lo he conseguido, estoy disfrutando y no tengo una siguiente meta. Es algo que no me esperaba y que me alegra.

Mario2

Si te dieran carta blanca ¿dónde te gustaría trabajar o qué te gustaría crear?

Ahora mismo me quedaría como estoy. La mayor suerte que tengo es trabajar con una jefa, Eugenia de la Torriente, a la que llevaba admirando el mismo tiempo que llevaba tocando revistas. Recortaba sus artículos y, a día de hoy, trabajo con ella, le hago propuestas… Lo que hago ahora, me llena totalmente y, aunque suene poco onírico, me quedaría con lo que estoy haciendo.

¿Te has encontrado muchas trabas?

Reconozco que no he tenido demasiadas trabas, pero sí algún mal momento. Un ejemplo es cuando tuve que irme a Londres, porque sabía que me quería dedicar al periodismo de moda pero a la vez pensaba que nunca sería capaz de vivir gracias a esto. Es una industria complicada, pero si tú crees en ti mismo y trabajas el día a día, no tienes que tampoco obsesionarte, tienes que salir siempre adelante. Yo he tenido mucha suerte, siempre he estado haciendo algo. Es importante mantenerse activo.

De todos los famosos con los que has coincidido ¿Quién te ha sorprendido positivamente?

Los que más no te los puedo decir, porque saldrán publicados en el número de septiembre. Pero me ha sorprendido Miley Cyrus porque cuando la entrevisté en Berlín, yo iba con respeto, pero en cuando me senté con ella me empezó a hablar con muchísima naturalidad y familiaridad, que a veces echas en falta en este mundo. También me encantó Rita Ora, fue muy cercana y bastante simpática. Me dijo: “Pregúntame por lo que quieras”.

¿Y negativamente?

Hay mucha gente que me haya sorprendido negativamente. No te puedo dar nombres porque pondrías en peligro mi relación con mucha gente (risas). Hay algunos que me han decepcionado porque tenía muchas ganas de entrevistarles y me encontré con alguien cerrado y con unas respuestas muy secas. Eso pasa con aquellos que admiras, si creas expectativas, es un fastidio cuando no se cumplen.

Mario 4

Has estado en el Reino Unido ¿Ves muchas diferencias con el periodismo español?

La diferencia la marcan los periodistas. En el Reino Unido hay algunos de los mejores periodistas como Suzy Menkes, Tim Blanks o Lisa Armstrong, a los que admiro muchísimo. Pero en España hay también grandes periodistas, el problema es que no hay esa cultura de moda. De los pocos periodistas que están en activo y, que creen en la profesión, hacen que se sustente de sobra este oficio.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s